La obra hace alusión a los tiempos actuales de nuestra sociedad, en los cuales los seres humanos semejamos a "muertos vivientes" entretenidos con mil justificaciones y objetos que llenan nuestra existencia de una forma banal y efímera, pululando por el mundo. Todos eludiendo las verdaderas responsabilidades que nos ha tocado vivir en el presente, evitando la verdadera comunicación entre nosotros, en realidad, nadie sabe nada de nadie, tan ofuscados estamos en el sinvivir diario.

Contra lo que pudiera pensarse, estas obras son de un alto contenido positivo. Una cegadora luz proveniente del centro, de las mismas entrañas, avanza triunfal sobre el planeta tierra, un círculo abstracto, pacífico, bello y nuevo se posa silenciosamente sobre las torturadas y ociosas cabezas de liberadoras consecuencias.

La serie se realiza con técnica de acrílico sobre lienzo.

Transcurre entre los meses de enero a abril de 2012.

La luz se impone a las tinieblas

Tras nuestra perdición vendrá la liberación

116 x 116 cms

La luz se impone a las tinieblas

La luz se impone a las tinieblas

La luz se impone a las tinieblas

La larga espera / El espejo